No es lo mejor que ha hecho éste genio de director en cuánto a historias en la Gran Manzana pero se disfruta tranquilamente. Garpa mucho sus protagonistas, Timothée Chalamet la rompe y se le suma Elle Fanning que pasa por sus mejores días, bueno… y Selena Gómez… todo muy millennial

Chalamet y Fanning hacen de una pareja enamorada que se dispone a pasar un fin de semana en la ciudad de Nueva York. Ella va a entrevistar al reconocido cineasta (Liev Schreiber) y durante su laburo conoce a un actor de renombre intepretado por Diego Luna. Por otro lado, Chalamet conoce a otro mina, Selena Gómez, y se empieza a armar una serie de eventos a los Woody Allen que no falla y que para muchos sería un sueño hecho realidad.

Buenos díalogos, escenarios, todo muy natural y la peli te entretiene de principio a fin, aunque el final pueda llegar a ser obvio, no deja de ser buena y seguir con la marca de la casa, con esa genialidad que nos tiene acostumbrados el director neoyorquino.

Larga vida a Woody.

Compartir Articulo...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Reddit
Reddit