Un joven mensajero, se encuentra por casualidad con Haemi (Jun), una chica que vivía en su barrio. La joven le pide que cuide a su gato durante un viaje a África. A su regreso, Haemi le presenta a Ben (Yeun), un joven misterioso y con dinero que conoció allí. Un día, Ben revela un pasatiempos, el de quemar invernaderos… es una daptación de una historia de Murakami.

Tenés que estar mentalmente preparado para ver ésta peli de 2 horas y media, porque son todas metáforas constantes. La verdad que algunas las cazé, otras no, y por ahí me distraía, porque es re lenta.

No voy a decir que es infumable, no… pero casi, por eso digo, que le tenés que tener muchas ganas a la peli, yo la venía esquivando pero sabía que en algún momento me la iba a fumar. Cumplí mi objetivo y ya puedo morir tranquilo (?

No hay mucho para decir, sino adentrarse en la locura y el flash. Es extensa a propósito, son muchas cosas que contar, aunque poco parezca, y con solo tres personajes. El chiste es no buscar respuestas y dejarte llevar.

Compartir Articulo...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Reddit
Reddit