Una piba resucita en un bosque tras haber sido asesinada tiempo atrás. Con un rostro deformado por el maltrato que sufrió, es consciente de que nunca podrá abandonar la zona en la que se encuentra, por lo que se alimenta de todo lo que se adentra en el bosque. Un día, un asesino en serie que huye se tropieza con ella, convirtiéndose así en su última víctima. Sin embargo, la joven no cuenta con que, en el maletero de su vehículo, se esconde un chico ciego en la que entablan una amistad.

No se sabe muy bien si la mina es un zombie, un vampiro o un demonio, supongo es a propósito para no caer en el cliché del género, pero no le es suficiente, porque vendría a ser casi una copia barata y aburrida de ‘Låt den rätte komma in‘, que tuve remake de Matt Reeves: ‘Let Me In‘.

Si hay algo rescatable es el apartado gore que está equilibrado, y un muy buen maquillaje en los personajes. Por otro lados, las actuaciones son de lo más destacables, sobre todo de su protagonista, Nadia Alexander (The Sinner, serie de TV)

Compartir Articulo...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Reddit
Reddit