La trama se cuenta a través musicales y de situaciones muy íntimas mostrando cómo éste personaje va transformando su persona y combatiendo a tus demonios. Por supuesto que su homosexualidad es uno de los fuertes de la peli y además, sus inseguridades, quilombos familiares, de drogas, alcohol… las tuvo todas.

El director Dexter Fletcher (Eddie The Eagle) y que viene de producir Bohemian Rhapsody nos trae de manera simpática, y a la vez cruda, un biopic de Elton John intepretado por un soberbio laburo de Taron Egerton.

Es inevitable la comparación con el film de Freddie Mercury, ambas estrenadas casi en la misma época, acá vamos a ver algo más del interior del artista, dejando un poco de lado lo superficial y centrándose en lo humano. Además, de que las canciones no las tiran en un recital de media hora, sino que, al ser un musical, se fusiona con la trama entre coreografías de baile y escenarios pintorescos.

Muy entretenida, bien actuada, y acompañan Jamie Bell, Bryce Dallas Howard y desde El Norte de Westeros, Richard Madden. Sin dudas, uno de los mejores musicales del año.

Compartir Articulo...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Reddit
Reddit