Que las películas sobre videojuegos son una mierda no es sorpresa, todavía no terminé de ver Detective Pikachu, no me la banco, me parece infumable, pero ya la voy a retomar.

Con Sonic es diferente, me jugué a casi todos sus juegos, la época dorada de Sega, distinto en la última década que han sacado juegos horribles del erizo. Me entusiasmaba ver una peli de uno de mis personajes favoritos, pero a la vez sabía en la que me metía, en un producto mediocre.

Pero más allá de su mediocridad, el film es aburrido, plano, muy soso. Con muy poca originalidad, repitiendo escenas en cámara lenta que ya hemos visto en otros lugares… Flash, Quicksilver, ejemplos.

Los personajes son una cagada, Jim Carrey no me causó gracia en toda la pelicula, y Sonic, que supuestamente debía ser lo mejor, tampoco brilla, y su CGI deja mucho que desear.

Alguna que otra escena zafa, pero por pura nostalgia, y algún gag suelto que te saca una sonrisa, nada más. Olvidable debut del director Jeff Fowler, si hacen una segunda parte de esto, tienen mucho que mejorar, porque esto fue un terrible y aburrido meh.

Compartir Articulo...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Reddit
Reddit