Producción argentina basada en una historia real y en el libro “El Cuaderno de Nippur” en que una mina tiene un cáncer terminal y a través de twitter va contando cómo se va muriendo, literal.

Lo que garpa en la peli es que es cruda y para nada pretenciosa, y no es más que ver a una mina en sus últimos días en el hospital, despidiéndose de todos sus seres queridos, pero golazo, es interpretada por Valeria Bertuccelli. Si andás con ganas de cortarte las venas, no te la recomiendo, y para quién sea de lágrimas fáciles, se va a cagar llorando.

Tené en cuenta que es una producción de Netflix, así que no le pidas mucho y más cuando en el medio está Malena Pichot, que a mí no me gusta como actúa.

Lo pondría un 5 pero decir que es mediocre en mi escala, es de forro, así va un 6 y de pedo.