Crítica. ‘Gone with the Wind’

Si no la viste, merecés la pena de muerte.