Peli de Polonia distribuida por Netflix que nos narra un thriller sobre un boludo que es capaz de hacer cualquier cosa por conseguir el amor de una mina. La cosa empieza bien interesante pero de a poco se cae a pedazos y termina siendo una boludez atómica que no se la cree ni un pibe de ocho años, aparte de que se torna super obvia.

Sin embargo, y hago un mea culpa, es que me mantuvo entretenido de principio a fin, y eso que dura más de dos horas, y de hecho me causó mucha gracia en varias escenas, así que para mí, más que un thriller lo tomé como una sátira. El loco hace cosas casi que imposibles, y me mató la cantidad de minutos que gastaron en un juego RPG que ni a palos se vería así hoy en día, como promo a ese juego del futuro estuvo genial…

El film se esfuerza en ser serio pero cada quince minutos o veinte la caga con alguna escena que de verdad, es de risa, Mezcla mil temas, el terrorismo, los videojuegos, la política, la intolerancia, el romance, fake news, narcisismo, la mentira, y todo se entreversa en una ensalada que termina cayendo en lo banal y el cliché.

Es la típica peli que le gusta comprar a Netflix para su distribución. Dato de color, muy bueno ese boliche en el que tenés que ponerte auriculares para escuchar la música, lo mejor.